07

Abr

2014

Del Edificio Tecnológico de Uniovi

Érase una vez un magnífico edificio universitario ubicado en pleno centro de la ciudad de Gijón. Una construcción histórica, magnífica arquitectura, esplendorosa fachada con una vidriera preciosa, un buen salón de actos, pocas aulas pero de gran potencial, varios seminarios y despachos, una biblioteca hermosa… Sí, la antigua Escuela de Comercio fundada por Jovellanos, un auténtico emblema de formación universitaria de Gijón. Un edificio con enormes posibilidades de uso, como centralizar los servicios administrativos, desarrollar formación especializada de máster o postgrados en un edificio noble, programar Cursos de Verano, realizar actividades de extensión universitaria, conferencias, seminarios, eventos y pequeños congresos…. Pero, en una peculiar operación urbanística del Sr. Gotor, la Universidad de Oviedo permuta este excelente edificio con el Ayuntamiento de Gijón por otro nuevo, a construir en el Campus de Viesques. Incluso, para que todo sea más rocambolesco, para que el Ayuntamiento lo cediera a una Escuela Privada de Negocios (la FENA), un competidor de la propia Universidad en la enseñanza de máster y postgrado. ¡Ahí queda eso! ¡para fina, fina, ésta Universidad nuestra! Por cierto, un hermoso edificio que, tras los avatares de la crisis, está actualmente vacío de actividad y cerrado a cal y canto. Vamos, eso de que ni tu ni yo, ¡sino todo lo contrario!

Seguimos: en los terrenos del Campus de Viesques, o sea propios de la Universidad, se construye un moderno edificio, al que se bautizará como “Tecnológico” (no se porque) cuya construcción financia el Ayuntamiento. Una primera pregunta: ¿existe correspondencia en valor entre ambos edificios? Es lo mínimo a pedir en una permuta, ¿o no? Tan solo viéndolo y comparándolo cualquiera diría que no, si encima consideramos la velocidad de construcción (acabado un año antes de plazo, increíble en la historia de lo público en España) sería infinitamente fácil comparar el valor de ambos edificios.Vale, “aceptamos pulpo como animal de compañía”. La Universidad tiene su “nuevito” Edificio Tecnológico en Viesques, pero cerrado, sin ni siquiera inaugurar, esperando a no se sabe qué. Puede ser que el Sr. Rector ni siquiera lo supiera cuando trató lo de la permuta, ¡lo cual acrecentaría la chapuza! Puede ser que el Sr. Rector tampoco tuviera proyectos tras la entrega del edificio, lo cual dice mucho de su programación universitaria…. Pero el edificio, con olor a nuevo, esta allí, esperando inquilinos universitarios que nunca llegan.

Triste la situación de un equipo rectoral que dispone de activos para multiplicar la actividad universitaria y ni siquiera los estrena. No es que cierre bibliotecas, no, es que ni siquiera abre nuevos servicios. ¿Falta de ideas?Cualquier reunión de trabajo con los estudiantes del campus, con los profesores e investigadores, con los departamentos y decanos, les habría sugerido importantes utilidades: trabajos fin de carrera de ingeniería, taller de creatividad tecnológica, sede de spin-offs, encubador de empresas de universitarios…

Pero lo mejor de esta gestión universitaria es resolver su rocambolesco final. El Ayuntamiento de Gijón asume la gestión de este edificio para destinarlo a Centro de Empresas, en realidad una ampliación de su gran Centro del INTRA. El Ayuntamiento ya tiene en propiedad la Escuela de Comercio, pero tambien, por convenio, el denominado Edificio Tecnológico, cuya construcción pagó. Y la Universidad de Oviedo, ¡pues nada! Y el Campus de Viesques, ¡pues un intruso!

¡Fantástico Ayuntamiento de Gijón, que en la permuta se queda con todo!
¡Genial Sr. Gotor! Ya no se si es peor quitar/recortar servicios universitarios o no hacer/abandonar nuevos retos de futuro. Yo no entiendo nada, ¿y usted?

Compartir esto:

Sobre el Autor

Francisco Javier de la Ballina Ballina

Profesor de la Universidad de Oviedo desde septiembre del año 1989. Doctor en Ciencias Económicas y Empresariales por la Universidad de Oviedo (1993). Desde el año 1994 es Profesor Titular de Comercialización e Investigación de Mercados. Ha sido Director General de Comercio y Turismo del Gobierno del Principado de Asturias y tiene experiencia profesional como Director General de la Cámara Oficial de Industria, Comercio y Navegación de Gijón.